Pastoral Social

 

 

Manifiesta una Iglesia Arquidiocesana servidora de la humanidad, llegando a las diferentes realidades sociales, a través de sus diferentes componentes: promoción humana: subsidiaridad a los pobres, desplazados, acompañamiento en procesos de justicia y paz. Pastoral de la salud, penitenciaria, medio ambiente, pastoral de la tierra.

 

LOGROS

  • Considerar no solo los componentes, sino también la responsabilidad de los COPAS y el impacto alcanzado en la dinamización del PGNE.
  • Acompañamiento efectivo, espiritual, psicológico, jurídica y material de las víctimas de la violencia (Asociación de víctimas de violencia y desplazados).
  • Asistencia inmediata a familias y personas que requieren, transporte, medicina y alimentación.
  • Fortalecimiento de la delegación de pastoral de la salud, y la formación de nuevos agentes.
  • Visitas de la delegación a algunas parroquias de la Arquidiócesis. Y la promoción de las fechas específicas que tiene la pastoral de la salud.
  • Se ha adelantado un proceso de incidencia de las comunidades rurales en los municipios de Cacota y Mutiscua.
  • Participación en proceso regional sobre el Páramo de Santurbán.
  • Preparación y realización del Congreso de Pastoral Rural y de la Tierra.
  • Pastoral Penitenciaria: Estudio de la Palabra de Dios, se cuenta con un comité de servicios y celebración de los tiempos fuertes.

 

VACIOS

  • No hay un proceso claro con las directrices de la Pastoral Social Nacional.
  • Falta un compromiso de todos para ser efectiva una atención integral.
  • Falta organizar y fortalecer la pastoral de la salud en algunas parroquias.
  • Falta mayor cobertura para el proceso de incidencia en más asociaciones.
  • No existen COPPAS en algunas parroquias.
  • Falta la articulación con todas las parroquias.

 

PROPUESTAS PARA LA SIGUIENTE FASE

  • Pastoral Penitenciaria: fomentar más la solidaridad cristiana, estructurar la catequesis pre-sacramental.
  • Que la pastoral social Arquidiocesana haga presencia y preste asesoramiento a los COPPAS en las parroquias.
  • Que se brinde apoyo en la formulación de proyectos que beneficien la comunidad.
  • Formar y acompañar procesos de pastoral social.
  • Buscar estrategias que vinculen al sector comercial.
  • Organizar una escuela de formación arciprestal en el campo de la pastoral de la salud y la pastoral rural y de la tierra “Por Nuestra Tierra”.
  • Coordinar con las diferentes instituciones públicas y privadas un apoyo efectivo a personas necesitadas, buscando una atención integral.

 

META

Al finalizar el año 2016, en el contexto de la dimensión social de la Pastoral y enmarcado en la Misión Continental, el Pueblo de Dios ha profundizado en el valor de la Fe mediante la concientización de la Fe como Estilo de vida cristiana, como relación con los demás y como testimonio y proclamación:

  • Ha fortalecido y capacitado las estructuras a nivel Arquidiocesano y Parroquial desde el valor de la Fe.
  • Ha generado acciones articuladas con la Regional Nororiente en el campo de la Pastoral Social en las líneas de Construcción de Paz, Democracia Participativa, Inclusión Social y Desarrollo Rural y Economía Campesina.

 

 

 JUSTIFICACIÓN:

Desde la realidad: La Pastoral Social ha emprendido un trabajo más cercano a la realidad campesina de acuerdo a las directrices de la Regional y la Nacional. Sin embargo no se ha profundizado en la capacitación de los COPPAS y en la incidencia de las asociaciones

Desde el ideal: Una renovada Pastoral Social para la promoción humana integral manifiesta una Iglesia Arquidiocesana servidora de la humanidad, llegando a las diferentes realidades sociales, a través de sus diferentes componentes: promoción humana, Construcción de Paz, Democracia Participativa, Inclusión Social y Desarrollo Rural y Economía Campesina.

Desde la conversión: de acuerdo a la realidad de la Pastoral Social en la Arquidiócesis es necesario:

 

 

LINEAS DE ACCIÓN

  • Fortalecer las estructuras parroquiales.
  • Acompañar los procesos en la línea de construcción de paz.
  • Formular propuestas en la línea de equidad de género.
  • Organizar una escuela de formación arciprestal en el campo de la Pastoral Rural y de la Tierra “Por Nuestra Tierra”.
  • En el área de Promoción Humana de nuestra Pastoral se ejecutaran acciones, para mejorar las condiciones de vida de personas vulnerables como los niños, jóvenes, adultos y adultos mayores.
  • Promover el desarrollo rural mediante el incentivo de creación de pequeñas unidades empresariales, el cuidado del medio ambiente, buenas prácticas agrícolas y el mejoramiento de las familias de los jóvenes campesinos de los municipios de la Arquidiócesis de Nueva Pamplona.
  • Generar escenarios para las personas adultas, con el fin de promover el reconocimiento de su Dignidad de Personas, hijos e hijas de Dios, sus derechos para el desarrollo personal y espiritual, la construcción de una imagen social positiva, el fortalecimiento de su activa participación social como Protagonistas de su desarrollo y la valoración de su aporte a la Iglesia, a la Familia y a la Sociedad.
  • Brindar al adulto mayor acompañamiento en espacios de participación  comunitaria en eventos culturales, sociales, y religiosos de la Arquidiócesis.
  • Evangelizar con renovado espíritu misionero a los agentes de pastoral de la salud, en una opción preferencial por los pobres y enfermos, participando solidariamente en prestarle atención integral y acompañamiento a los más necesitados.
  • Brindar acompañamiento, a través, de los alumnos de la Universidad de Pamplona en trabajo social, a los siguientes grupos: población desplazada y de víctimas de la violencia, y recuperadores.
  • Mantener la articulación con las Escuela De Paz y convivencia Ciudadana.
  • Motivar para una mayor Comunicación Cristiana de Bienes.
  • Generar acciones y visibilizar las directrices de la Semana Por la Paz.
  • Fortalecer el Programa de la Pastoral Rural y de la Tierra, para impulsar el sector rural por medio de la Escuela de Formación Rural “Por Nuestra Tierra proyectos y trabajos encaminados al desarrollo humano integral bajo las premisas del evangelio.
  • Fortalecer la vinculación con la Pastoral Social Regional, para mantener e incrementar acciones y proyectos en pro de nuestras comunidades.